Twitter corta el grifo a los “trolls” con un cambio de algoritmo

Los trolls de Twitter representan un 1% de los 336 millones de usuarios de la plataforma.

La crítica desenfrenada y el mal gusto, las bromas inadecuadas y, sobre todo, los ataques permanentes de cuentas que viven para este fin podrían tener los días contados. La red social Twitter ha desarrollado un algoritmo que identifica el comportamiento de los trolls y, en función de su comportamiento, podrá eliminar cuentas o limitar su visibilidad.

El nuevo algoritmo es capaz de reconocer patrones de comportamiento, como el acoso sistemático. La red social quiere contribuir a mantener la “salud” de la conversación pública y para ello se ha propuesto acabar con los comportamientos recurrentes de los “trolls“, especialmente “en áreas comunes, como conversaciones y búsquedas”.

De este modo, la red social restará visibilidad a los comportamientos más nocivos para la plataforma, según han destacado en un comunicado los directivos de la compañía Del Harvey y David Gasca.

El nuevo algoritmo facilitará la eliminación de los trolls más activos

Las normas de Twitter ya prohiben el acoso sistemático y los comportamientos abusivos, por lo que el nuevo algoritmo también facilitará la identificación y la eliminación de las cuentas de los trolls más activos.

La plataforma destaca en el comunicado que este tipo de perfiles representan el 1% de los más de 336 millones de usuarios de la red social. “La mayoría de los abusos provienen de una pequeña cantidad de cuentas que tienen un impacto desproporcionado”, apuntan los directivos. El objetivo de la compañía es que con esta iniciativa “las personas que contribuyen a una conversación saludable serán más visibles en conversaciones y búsquedas” frente a contenidos carentes de valor.

Deja un comentario